Sentimiento (175) Fotos (93) Citas Célebres (31) Videos (30) Música (26) DA (22) Frikadas (19) Novedades (14) Meme (5)

19 de diciembre de 2007

¡Gracias!

En primer lugar quiero daros las gracias por el apoyo recibido, y por este motivo deshago los cambios realizados respecto a la restricciónde comentarios, y los limito al aviso publicado en el blog:

Todo comentario considerado de carácter ofensivo, así como los comentarios sin identificación no serán publicados

Nuevamente gracias por vuestros ánimos.

Patry

18 de diciembre de 2007

Comentarios Restingidos

Con motivo de las repetidas e injustificadas agresiones escritas recibidas por parte de cierto tipo de "gente" (por denominarlos dentro de un grupo de algo concreto) me he visto obligada a restringir los comentarios.

Disculpad las molestias

Curioso articulo sobre la vivienda

La nómina de mi padre (Artículo de Forges en El País)

'La nómina de mi padre en diciembre de 1979 era de 38.000 pesetas. Él trabajaba como peón en una obra. En ese mismo momento le ofrecieron comprar una casa. Le pedían un total de 500.000 pesetas por ella. Decidió no arriesgar y continuar viviendo en régimen de alquiler, en unas condiciones muy buenas. Se trataba de una casa modesta pero muy bien ubicada, en pleno centro de un pueblo cercano a Barcelona. A los pocos meses mi padre y mi madre compraron un terreno en otro pueblo de la misma provincia y en menos de cinco años de esfuerzo ya habían levantado y pagado una vivienda de 120m2.

Han pasado 27 años. En 2006 y en el mismo pueblo donde viven, un piso modesto de 75m2 a las afueras no se encuentra por menos de 35 millones de pesetas, y estoy siendo muy generoso.

En el año 1979 el coste de un piso era del orden de 14 mensualidades de un peón de obra 38.000 pts/mes x 14 meses = 532.000pts. El sueldo en 2006 de un universitario recién titulado en ingeniería informática sin experiencia profesional no llega a las 200.000 pesetas mensuales. En el año 2006 una vivienda modesta cuesta 175 mensualidades (14 anualidades!!!!) de un ingeniero informático.200.000 pts/mes x 175 meses=35.000.000 pts. Los jóvenes de hoy necesitaríamos cobrar 2,5 millones de pesetas mensuales para estar en igualdad de condiciones con nuestros padres que compraron una vivienda a principios de los años 80.

2.500.000 pts/mes x 14 meses = 35 Mill. de pts
Los pisos en el año 2006 deberían costar 2,8 millones de pesetas para que los jóvenes de hoy estemos en igualdad de condiciones con nuestros padres en 1979.

200.000 pts/mes x 14 meses = 2.800.000 pts
No encuentro adjetivo alguno en el año 2006 para calificar lo que mi padre consideró arriesgado en 1979. Está claro que los pisos no van a pasar a costar de la noche a la mañana 30 veces menos, de 35 a 3 millones. También está claro que no voy a cobrar 2,5 millones de pesetas mensuales, por muy buen trabajo que encuentre y por muchos estudios que tenga. Lo primero que se le ocurre a uno es seguir viviendo en casa de sus padres y ahorrar el 100% del sueldo durante los próximos 14 años, para el año 2020 (yo rondaré ya los 40 años de edad) tendré el dinero suficiente para comprar una vivienda al coste del año 2006 pero, por supuesto, no al coste del año 2020. Evidentemente esta ocurrencia la desecha uno antes de hacer cualquier cálculo. Aunque un joven bienintencionado consiga ahorrar 2, 4 o 6 millones con mucho esfuerzo en pocos años, a día de hoy nunca podrán evitar:

1) Pedir un préstamo al banco a 40 o 50 años (si consigues ahorrar 2, 4 o 6 millones puedes reducir el período a 35 - 45 años, pero 5 años no suponen prácticamente nada cuando estamos hablando de medio siglo de pago). Te darás cuenta de que no vives en una democracia sino en una dictadura. El dictador no se llama Francisco Franco, sino La Caixa, BSCH, Banc de Sabadell o, en general, 'la banca'. Ni siquiera tendrás la libertad de decir lo que piensas a, por ejemplo, tu jefe, no vaya a ser que cierre el grifo y no puedas pagar al dictador.

2) La otra solución es pagar un alquiler de por vida. En este caso el dictador se llamará Juan García, José Pérez o Pablo el arrendador. La situación no es distinta a 1).

Después de esta reflexión ten la delicadeza de no decir a un joven que su problema es que no ahorra, eso fue válido para ti en 1979, incluso era valido para algunos jóvenes en 1999, pero no en 2006, en 2006 sólo consigues cargar con más impotencia, si cabe, al muchacho. El esfuerzo de nuestros padres, sin duda alguna admirable, no era estéril (podían obtener una vivienda de propiedad en un período de 5 años). El mismo esfuerzo realizado por nosotros, los hijos, sólo llega para quizá reducir en 5 años una hipoteca de medio siglo. La vivienda nunca fue un objeto para enriquecerse, sino para vivir y es de lo poco material que sí necesitamos. La ley del libre mercado puede establecer el precio de los televisores de plasma al precio que quiera... yo no los compraré... pero nunca tuvimos que permitir que esa misma ley fijara el precio de la vivienda, porque todos Necesitamos vivir en una y no todos podemos pagarla. Los jóvenes, incluso aquellos que tenemos estudios superiores, no podemos competir'.

Forges, EL PAÍS, 2/5/2006

____________________________________________________________
Y después de todo esto sólo se me ocurre decir:
No podemos volver a casa por navidad porque todavía no nos hemos marchado de ella

De momento yo me conformo con un alquiler... visto como estan los precios... cualquiera se compra un piso (tened en cuenta que habla de 2006... imaginad cómo será 2007... o mejor... 2008)

14 de diciembre de 2007

Alegía, envidia, y algo más...



Me alegro mucho por tí, esta foto ya no es sólo una utopía, te la dedico ;)
Que tengas mucha suerte


Sin palabras...

AVISO:
El contenido de este vídeo puede herir terriblemente la sensibilidad de quien lo esté viendo.

Es una brutalidad, pero es la terrible realidad.

http://www.petatv.com/tvpopup/video.asp?video=fur_farm&Player=wm&speed=med

13 de diciembre de 2007

Una visión diferente del Heavy Metal

CORSÉS GÓTICOS Y CASCOS DE WALKIRIA

No soy muy aficionado a la música, excepto cuando una canción –copla, tango, bolero, corrido, cierta clase de jazz– cuenta historias. Tampoco me enganchó nunca la música metal. Me refiero a la que llamamos heavy o jevi aunque no siempre lo sea, pues ésta, que fue origen de aquélla, es hoy un subestilo más. Siempre recelé de los decibelios a tope, las guitarras atronadoras y las voces que exigen esfuerzo para enterarse de qué van. Las bases rítmicas, el intríngulis de los bajos y las cuerdas metaleros, escapan a mi oído poco selectivo. Salvo algunas excepciones, tales composiciones y letras me parecieron siempre ruido marginal y ganas de dar por saco, con toda esa parafernalia porculizante de Satán, churris, motos y puta sociedad. Incluidas, cuando se metían en jardines ideológicos, demagogia de extrema izquierda y subnormalidad profunda de extrema derecha. Etcétera.

Sin embargo, una cosa diré en mi descargo. De toda la vida me cayeron mejor esos cenutrios largando escupitajos sobre todo cristo que los triunfitos relamidos, clónicos y saltarines, tan rubios, morenos, rizados y relucientes ellos, tan chochidesnatadas ellas, con sus megapijerías, sus exclusivas de tomate y papel cuché, y toda esa chorrez envasada en plástico y al vacío. Al menos, concluí siempre, los metaleros tienen rabia y tienen huevos, y aunque a veces tengan la pinza suelta y hecha un carajal, éste suele ser de cosas, ideas, fe o cólera que les dan la brasa y los remueven, y no de cuántas plazas será el garaje de la casa que comprarán en Miami cuando triunfen y puedan decir vacuas gilipolleces en la tele como Ricky, como Paulina, como Enrique.

Pero de lo que quiero hablarles hoy es de música metal. Ocurre que en los últimos tiempos –a la vejez, viruelas– he descubierto, con sorpresa, cosas interesantes al respecto. Entre otras, que esa música se divide en innumerables parcelas donde hay de todo: absurda bazofia analfabeta y composiciones dignas de estudio y de respeto. Aunque parezca extraño y contradictorio, la palabra cultura no es ajena a una parte de ese mundo. Si uno acerca la oreja entre la maraña de voces confusas y guitarras atronadoras, a veces se tropieza con letras que abundan en referencias literarias, históricas, mitológicas y cinematográficas.

Confieso que acabo de descubrir, asombrado, entre ese caos al que llamamos música metal, a grupos que han visto buen cine y leído buenos libros con pasión desaforada. Ha sido un ejercicio apasionante rastrear, entre estruendo de decibelios y voces a menudo desgarradas y confusas, historias que van de las Térmópilas a Sarajevo o Bagdad, incluyendo las Cruzadas, la conquista de América o Lepanto. Como es el caso, verbigracia, de Iron Maiden y su 'Alexander the Great'. http://es.youtube.com/watch?v=y89vfNpxbW0 La mitología –Virgin Steele, por ejemplo, y su incursión en el mundo griego y precristiano– es otro punto fuerte metalero: Mesopotamia, Egipto, La Ilíada y La Odisea, el mundo romano o el ciclo artúrico.

Ahí, los grupos escandinavos y anglosajones que cantan en inglés copan la vanguardia desde hace tiempo; pero es de justicia reconocer una sólida aportación española, con grupos que manejan eficazmente la fértil mitología de su tierra: Asturias, País Vasco, Cataluña o Galicia.

Tampoco el cine es ajeno al asunto; las películas épicas, de terror o de ciencia ficción, 'La guerra de las galaxias', 'Blade Runner', 'Dune', las antiguas cintas de serie B, afloran por todas partes en las letras metaleras. Lo mismo ocurre con la literatura, desde 'El señor de los anillos' hasta 'La isla del tesoro' o 'El cantar del Cid.

Todo es posible, al cabo, en una música donde el Grupo Magma canta en el idioma oficial del planeta Kobaia –que sólo ellos entienden, los jodíos– mientras otros lo hacen en las lenguas de la Tierra Media. Donde Mago de Oz alude –'La cruz de Santiago'– al capitán Alatriste http://es.youtube.com/watch?v=ZhkZWlG_9cI
y Avalanch a Don Pelayo.
http://es.youtube.com/watch?v=NLOo-Uj1hUY

Donde los segovianos de Lujuria lo mismo ironizan sobre la hipocresía de la Iglesia católica en cuestiones sexuales que largan letras porno sobre Mozart y Salieri o relatan, épicos, la revuelta comunera de Castilla. http://es.youtube.com/watch?v=49GwiJyyHGc

Y es que no se trata sólo de estrambóticos macarras, de rapados marginales y suburbanos, de pavas que cantan ópera chunga con corsé gótico y casco de walkiria. Ahora sé –lamento no haberlo sabido antes– que la música metal es también un mundo rico y fascinante, camino inesperado por el que muchos jóvenes españoles se arriman hoy a la cultura que tanto imbécil oficial les niega.

El grupo riojano Tierra santa es un ejemplo obvio: su balada sobre el poema 'La canción del Pirata' http://es.youtube.com/watch?v=4ZDEQCZTwq8 consiguió lo que treinta años de reformas presuntamente educativas no han conseguido en este país de ministros basura. Que, en sus conciertos, miles de jóvenes reciten a voz en grito a Espronceda, sin saltarse una coma.

Arturo Pérez Reverte
El Semanal, 14 de diciembre de 2007

12 de diciembre de 2007

una conversación necesaria

...después de un par de horas dándole vueltas a mi estado de ánimo de estos días, y hablándolo con mas personas que mi amigo invisible (XD) han aparecido un par de frases que quiero compartir con vosotros y que me gustaría que me dijerais que os sugieren:
- La salud te quita las limitaciones para ser libre

- El ser humano se vuelve loco por no ser libre.

- El no afrontar las cosas nos empuja a ocultar que no queremos afrontarlas.

- El ser humano es un ser de costumbres tanto para "hacer" como para "no hacer"

- No creas que quieres lo que nunca querrías


11 de diciembre de 2007

10 de diciembre de 2007

¿amig@ dónde estas?

Siento que me falta algo, ahora que ya tengo lo que creía que me faltaba, noto que el vacío se sigue apoderando de mi. Tengo la impresión de no estar llena del todo, y creo saber cual es el motivo: no hay amistad en mi vida.
Es cierto que con el amor dicen que se puede tener también amistad, pero hecho de menos el tener a alguien cerca de mi, al menos aunque sea para escuchar sus problemas y poder contarle los míos. Hace poco se me vino a la cabeza, cuando hace no tantos años todos los días a una hora determinada llamaba a mi mejor amiga y estábamos al teléfono mínimo media hora... lo añoro, no se si era un síntoma de amistad, mas bien creo que no, pero aun así, lo añoro tremendamente.
Me ocurre como a tantos, suplo mi falta de afecto con la pantalla de un ordenador o de una televisión, y me parece muy triste. Estoy metida en un bucle que no me hace nada mas que repetir una y otra vez las mismas palabras: estoy sola, no salgo de mi rutina, no tengo amigos.
Por lo menos me siento ligeramente consolada cuando hablo con alguno de esos amigos que tuve a través de Internet, pero no es algo constante, no es algo que me llene, sigo sintiéndome...












sola